Otro plan más sobre el problema que no existe

“La inseguridad es una sensación”.

“Buenos Aires es una de las Ciudades más seguras del mundo”

“Los medios inflan los problemas de inseguridad”

“Los medios deberían dejar de hablar de inseguridad”

Pero…

“No hay que crear sensaciones sino soluciones”

Ergo

Se lanzó el enésimo plan sobre un problema que no existe.

Sobrando y descalificando a quienes informaron acerca de que si existía.

Se anunció que se invertirán 400 millones, que es lo que permite cobrar coimas al kirchnerismo, si no para qué pitos se iban a ocupar del asunto.

Señora: Usted dice que “es importante contribuir cada uno desde su lugar, a no crear sensaciones sino soluciones”. ¿Pero quién se cree usted que es? No pienso contribuir un pomo, por no decirle algo más directo. Ese es su trabajo. Dedíquele diez minutos por día a algo que no sea una maldad, y no me venga desde el barro en el que usted se mueve, desde la indignidad y vergüenza de sus acciones, desde su injustificable patrimonio a levantarme el dedito ni un asola vez más. Agradezca la mediocridad de este país, sin la cual usted habría sido ya expulsada y estaría a disposición de algún juez por todas las barbaridades que ha hecho desde que le regalaron la presidencia con una buena cuota de fraude.

Y volvemos a los diagnósticos

“La brecha social, donde se encuentra la extrema riqueza conviviendo con la extrema pobreza, es la que incrementa la inseguridad” Hasta usted se da cuenta de la estupidez que está diciendo, pero en todo caso ¿no fue este el propósito de su gobierno y el de su cómplice antecesor? ¿Ha fracasado?

Después de escuchar todas estas tonterías el ministro de inseguridad volvió a decir que todo era una cuestión de sensación creada por un artículo del diario La Nación. Volvimos al plan sobre el problema que no existe.

Pero no es el primero.

En el año 2004, con bombos y platillos, con el salón blanco de la Casa de Gobierno llena de chupamedias, y la Carlotto y toda la runfla de reidores y aplaudidores oficiales, el problema que no existe fue abordado con un plan que hasta preveía bajar la edad de imputabilidad de los menores, crear un cuerpo de policía en la Ciudad de Buenos Aires (la más segura del mundo), sumar mayor cantidad de policías. Plan del cual hablé ayer en Radio Ciudad y hoy recordó Crítica Digital.

Si estamos de nuevo en lo mismo, con las mismas soluciones o simulaciones, este es otro fracaso más, señora.

Basta de mentiras. Juicio político. Es lo único serio que se puede ofrecer en esta campaña electoral. Si fuera candidato a diputado, propondría eso.

Hoy en NMP+Revista, el newsletter digital de NMP+Network,
El problema de convertir al egoísmo en altruismo kantiano

18 thoughts on “Otro plan más sobre el problema que no existe

  • March 28, 2009 at 8:34 am
    Permalink

    Gracias JB por expresar tan bien nuestro acaudalado hartazgo de tantas mentiras y maniobras para enriquecer a los gobernantes de este nefasto turno.

    Reply
  • March 28, 2009 at 10:44 am
    Permalink

    Lo que intentan estos delincuentes en el poder, es invertir la carga de la responsabilidad. Es decir, la culpa de sus seriales fracasos (habría que ver si desde su óptica los consideran fracasos) es de cada uno de nosotros, por exagerar la sensación y no contribuir a la solución.

    Y en parte tienen razón. La culpa es nuestra como sociedad. Sino ¿quién eligió por dos veces consecutivas a estos excrementos?

    Reply
  • March 28, 2009 at 12:22 pm
    Permalink

    E X C E L E N T E ………B R I L L A N T E

    Reply
  • March 28, 2009 at 12:32 pm
    Permalink

    En los dias anteriores que no estuve en mi provincia un compañero mio de trabajo fue asesinado por unos pandilleros en la playa de estacionamiento de un hipermercado. Realmente fue herido gravemente y murió dos dias después.
    Me enteré cuando llegué de regreso. Los diarios y canales locales no han hablado del tema como siempre, tratan de ningunear a los que protestan y piden a los fiscales y jueces acción contra el crímen.

    Hace dos años atrás una señora mayor, que también era compañera fue asesinada de un balazo en la cabeza solamente para quitarle el bolso, cuando salía de trabajar. Nelly era su nombre y estaba muy ilusionada porque a los 76 años estaba trabajando, pero le había llegado la noticia de la jubilación para el mes siguiente.

    ¿Cómo podría contribuir a no inflar la sensación de inseguridad? En Buenos Aires no informan sobre los casos de criminalidad espantosa que hay en las ciudades del interior, la noticia va en una sola dirección.

    Reply
  • March 28, 2009 at 1:26 pm
    Permalink

    Benegas tomese una pastillita para los nervios porque este asunto lo va a afectar en serio. Saludos

    Reply
  • March 28, 2009 at 1:27 pm
    Permalink

    Ese pàrrafo es una obra maestra, Josè. Màs claro agua Villavicencio.

    Està claro que de ellos no vendrà la soluciòn, siendo ellos mismos criminales (infames traidores a la patria para sintetizar), protectores de terroristas, garantistas de delincuentes y fomentadores de hordas violentas en las calles (nik: piqueteros).

    No pidamos que los chanchos vuelen ni que los K y su banda, junto con toda la sarta de delincuentes polìticos de mayor ò menor cuantìa (lèase oposiciòn), cambien el rumbo.

    Argentina es desde hace màs de medio siglo, el paìs donde se refugiarìa Hannibal Lecter.

    Aceptemos el diagnòstico y actuemos en consecuencia ò rajemos.

    Reply
  • March 28, 2009 at 2:10 pm
    Permalink

    La señora usa esta tactica de asociar carencias socioeconómicas con delito para transmitirnos el mensaje elíptico de que como no ha podido ni podrá solucionar las primeras debemos resignarnos a que no podra resolver la segunda.

    Reply
  • March 28, 2009 at 6:45 pm
    Permalink

    Me quito el sombrero, te aplaudo, te masajeo los piés y te invito a un asado, José.

    Que se dejen de hinchar las pelotas. Somos pelotudos pero tampoco taaaaaanto.

    Excelente.

    Reply
    • March 28, 2009 at 8:09 pm
      Permalink

      Jaja, cuándo es el asado!

      Reply
  • March 28, 2009 at 10:09 pm
    Permalink

    Lo que incrementa la inseguridad, Señora, es la brecha entre la honestidad y la corrupción, la mentira y la verdad, la prepotencia y la humildad.

    Reply
  • March 29, 2009 at 8:13 am
    Permalink

    ¿Còmo pretender que algùn candidato o partido opositor proponga como programa de gobierno el juicio polìtico al matrimonio K, si todos, sin excepciòn, hablan de que debe llegar indemne al 2011?

    Pareciera que sòlo importa la continuidad del perìodo presidencial, con prescindencia de cuàntas violaciones a la Constituciòn y la leyes de la repùblica cometan.

    En esta trampa dialecta ha caìdo la oposiciòn y, seguramente, le costarà caro.

    Reply
    • March 30, 2009 at 4:07 pm
      Permalink

      En la Argentina está prohibido hablar de juicio político. Confunden una herramienta constitucional con golpismo. En la Argentina, hay mediocridad institucionalizada.

      Reply
      • March 30, 2009 at 5:35 pm
        Permalink

        Salvando los jueces que molestan, los demàs miembros de los otros poderes son intocables. Pareciera que a ellos no les alcanzan las disposiciones del juicio polìtico.

        Reply

Leave a Reply