Hoy hay dos versiones sobre el grado de acuerdo entre Carrió y Macri a partir de la aprobación del presupuesto de la Ciudad. Una la de Clarín en la que los compromisos de Carrió parecen crujir mientras ella busca algún acercamiento pensando en el 2011, con su estilo de siempre señalando a los que son dignos o no de subirse al arca. Otra la que da Durán Barba en una entrevista de Perfil en la que le devuelve a la líder del ARI un poco de su propia medicina al señalar que no sería bueno para Macri juntarse con Carrió porque ésta última representa a la vieja política. 

De todos lados aparece la preocupación de los dirigentes y aspirantes, porque cuantos más acuerdos menos lugares. La frase sensata la vino a aportar, para mi asombro, Leopoldo Moreau: “Hay que frenar la competencia de declaraciones en la oposición y acordar un programa que fije los límites. Así se dejará de generar confusión, que es enemiga de la democracia

Hay algo de claridad en cuanto a qué hacer con el señor Kirchner. Se acepta ya bastante lo que se negaba de él un año atrás. En lo que no se ha trabajado tanto es en ver cómo revertir el daño hecho, pero parecería que todos creen que eso se soluciona cambiando a una gente por otra. Pero es una gran incógnita qué haría cualquiera de las versiones de alternativas a los K que empiezan a aparecer con el sistema jubilatorio, con las empresas estatizadas y las creadas, con las áreas petroleras repartidas como si fueran propiedad de la familia Kirchner, la justicia subordinada a la Santa Cruz que está dejando, las barrabasadas judiciales, legales y constitucionales llevadas a cabo para mantener vivo el circo setentista con el que los montochorros han tapado sus enormes negociados, los casinos, las empresas transferidas hacia testaferros o amigos del poder, los millones transferidos a empresas periodísticas que actuaron como brazos del estado para tapar y difamar. Qué se hará con Luis Patti que sigue preso porque el señor Kirchner necesitaba tapar el caso Borocotó, y con los jueces y fiscales que se prestaron a esa operación ¿Qué se hará con los casos de Julio Lopez y el bochorno del señor Gerez para esclarecerlos? ¿Se intervendrá la Provincia de Santa Cruz para transformarla de un feudo en una república y recuperar sus fondos robados? ¿Cuál será la política cambiaria si se seguirá con el neo-desarrollismo que no llevo nunca ni lleva a nada más que a entorpecer al sector agrupecuario y sus derivados? ¿Qué estado se va a financiar cómo? ¿Se evadirán todos esos temas? Si es así tenemos kirchnerismo para los próximos veinte años, con otros protagonistas.

Esta oscuro ese panorama porque en los últimos cinco años se evitó tomar posiciones en cualquier asunto urticante o que pueda parecer algo incómodo. Pero superar esta etapa autoritaria y arbitraria de la Argentina requiere mucha, pero mucha incomodidad.

¿No será mejor que tratar de hacer acuerdos para las elecciones de éste año, intentar convenir otras reglas de juego para regir a partir del 2011? Eso podría hacerse con distintos niveles de compromiso entre aliados pero también entre competidores. Buscar algún parámetro común para el manejo de los recursos federales y provinciales, establecer reglas de juego para que el próximo gobierno no sea otro prostíbulo. Determinar pautas republicanas y límites a la publicidad oficial, pensar qué hacer con los fideicomisos y agujeros negros que dejan los kirchner y con las facultades extraordinarias y los decretos de necesidad y urgencia, con el Indec, buscar los mecanismos objetivos para restablecer confianza después del reino de la mentira permanente.

Tantas veces se hicieron exhibiciones democratistas inservibles, la última la “mesa del diálogo argentino”, que una vez podría pensarse en algo de esa naturaleza pero con fines útiles. Son varios los temas en los que no es necesario ni coincidir en proyectos ni compartir listas o formar Alianzas que requieren algún tipo de pacto ahora que la competencia dura todavía no empezó, para que muerto el perro no continúe la rabia.

Categories:

Tags:

5 Responses

  1. Este nogobierno K ha terminado de “sellar”
    la Cleptocracia que no agobia,no creo que los personjes que menciona en su excelente artículo puedan ser el “removedor” que la Nación necesita para quitar el barniz de la corrupción que brilla cada vez más…

  2. Esa es la gran incògnita…si èsta vez serà o nò “la ùltima” y aprenderemos.

    Lo digo sin ninguna esperanza, aunque desearìa que asì fuese.

    Se ha visto llevar al gobierno y el paìs todo, a un avergûenza planetaria, peleados con todos, aislados (èsto tambièn habrìa que enumerarlo, Josè), cortadas las exportaciones que nos dieron buen nombre, con los productos màs representativos.

    En definitiva, luego de èstas “siete plagas de Egipto”, si la Argentina no aprendiò, es que simplemente de èsto se trata èsta sociedad.

    La gorda iluminada e impoluta debe bajarse del pedestal de Juana de Arco y dejarse de romper las pelotas con su discurso.

    Mcri, luego de su marcha atràs con su casi-acuerdo con el robo del juego con la banda de montochorros, espero que recapacite e imagine otra manera de gobernar.

    Hay demasiado peroncho enlistado para la batalla, sin duda todos la misma bosta, como Solà, Reutemann, Narvàez, Scili y demàs acròbatas.

    Nada claro el horizonte por ahora, demasiada jaurìa activa y babeàndose con la pròxima “caìda” como para imaginar a la rabia definitivamente erradicada.

  3. En varias oportunidades conversamos aca sobre la necesidad de fijar una genda alternativa a la que la estatolatria fijò en argenta hace 70 años. Es decir es hora que sacrifiquemos las vacas sagradas de la politica y la economia y se vuelvan a cuestionar todos los supuestos con los cuales se estuvo haciendo poltica durante los ultimos 70 años. Aca no hay que discutir el nombre del tirano sino que lo que hay que abolir es la tirania, es decir hay que invertir la coparticipaciòn, es el gobierno federal el que debe ser coparticipado y no a la inversa, las provincias con bajos recursos o pobres deberian fijar su carga fiscal y deberan convertirse en lo suficientemente atractivas para las inversiones (San Luis es un ejemplo de ello) de manera tal de poder financiar un “estado” privincial razonable, es hora que nos cuestionemos el por que el gobierno debe regular o ser directamente el proveedor de bienes y servicios que los mercados hace mucho tiempo que saben como producir y comercializar (servicios publicos, salud, educaciòn) y lo unico que debe hacer el gobierno en estos casos es bajar absolutamente todas las barreras de entrada a los negocios respectivos (y no creandolas via permisos, licencias, registros, cupos, conseciones, etc. ), es hora ya que entendamos que la moneda es un asunto muy serio y muy importante para nuestra libertad y nuestra prosperidad como para dejarlo al arbitrio de los politicos y sus manipulaciones (la crisis actual es una muestra superlativa de esta afirmaciòn) y se comience a discutir como desnacionalizar el dinero, la banca y el comercio (exterior e interior) …. estos serian a mi juicio los ejes sobre los que deberiamos comenzar a plantear una nueva sociedad, los nombres vienen despues de fijados los grandes objetivos y las grandes lineas de las propuestas. Hoy en argentina estamos al reves, se discuten los nombres, basados en aleatorias y caprichosas mediciones de simpatia popular, para seguir haciendo exactamente lo mismo que se viene haciendo desde hace 70 años (obviamente con los mismos resultados). Es por ello que soy moderadamente pesimista ante los resultados reales de un gobierno surgido por la union de los “opositores” ya que a mi juicio a lo unico que se oponen es a que sean otros y no ellos los que manejan la kaja…eso si todo edulcorado con una buena dosis de posicionamiento marketinero en el cual algunos se presentan como “honestos” y otros como “eficaces” y/o “eficientes”…pero solo para hacer lo que no debe seguir hacièndose y ese es el punto real a discutir….que es lo que debe hacerse o por lo menos que es lo que no debe seguir hacièndose…
    Esta reflexiòn pretende ser un aporte y no una oposiciòn por la oposiciòn misma, tengo claro que cualquier cosa es mejor que esta desgracia mamarrachesca que tenemos en el poder pero no por ello debemos resignarnos a ni siquiera plantear el verdadero problema que hoy enfrentamos y es el de la necesidad de plantear una agenda alternativa a la que ya ha dado muestras de fracaso bajo todos los escenarios politicos, economicos, internacionales y temporalos que nos podamos imaginar…la estatolatria solo traera mas miseria, pobreza, violencia, fracasos y frustaciones…espero que en la oposicòn algunos se isnpiren y se atrevan a plantear temas politicamente incorrectos a la hora de trazar los limites y las acciones que un hipotetico gobierno “opositor” llevaria a cabo

    Obviamente hay matices en cuanto a la velocidad y en alguna medida en cuanto a las formas pero el fondo debe esta muy claro. El peligro es que muchas veces esos matices en cuanto a las formas solo esconden insalvables disidencias en cuanto al fondo de los temas y son las cosas que terminan de hacer saltar las coaliciones por el aire. Conviene tener muy en cuenta que no todo el mundo quiere significar lo mismo cuando habla de poder, libertad, justicia e igualdad muchas veces con las mismas palabras se encierran conceptos diametralemnte opuestos y estos es general e irresponsablementemente ignorado por los arquitecots de estas coalisones que temrminan siendo bolsas de gatos….si vamos a construir algo es mejor que todos estemos muy en linea en cuanto al significado real del discurso por que las palabras lindas y las frases bien articuladas en general presentan un vacio coceptual alarmante y no resisten el menor anàlisis critico ya que son cosas lanzadas al viento sin ningùn tipo de base o convicciòn sobre lo que se dice

  4. Entre los escenarios posibles hay uno inquietante:
    Que si el matrimonio avizora una derrota electoral negocie su salida del poder (¿Cobos?) a cambio de un pacto de impunidad.

Leave a Reply to Leandro Cancel reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: