Mientras nuestros legisladores se ocupan de hacer obligatorios los menúes light o el lavado de platos familiar, en otros lugares del mundo se intentan sacar de encima las telarañas de la manía de regularlo todo hasta un extremo insospechado. Bajo el lema “unsafe is safe” (que bien podría aplicarse a la legislación laboral o al pseudo paraíso del estado de bienestar), la desregulación está llegando a la eliminación de las señales de tránsito.

Planificadores de tránsito creen que puede resultar una forma más segura de establecer reglas para el tránsito un orden espontáneo (al mejor estilo Hayek) que resultaría de la interactuación de peatones y conductores a través de gestos y miradas que todo el sistema de señales y prohiciones. Este nuevo paradigma se está experimentando en siete ciudades de la Unión Europea donde se quitaron las señales de tránsito consigna el diario alemán Spiegel. Al ingresar a la ciudad alemana de Makkinga se observa un cartel que dice “libre de señales de tránsito”. A partir de ahí el conductor sabe que debe estar atento a lo que ocurre a su alrededor.

No muy distinto a lo que ocurre en definitiva en la Argentina donde las señales son ignoradas, pero con una diferencia importante. Allí el orden se sabe que debe surgir de la acción individual. Aquí el desorden es nada más que el escape a la reglamentación.

“Estamos perdiendo nuestra capacidad de tener un comportamiento social responsable” dice Hans Monderman, uno de los creadores del proyecto. La regimentación mata a la ética, lo dije muchas veces en este blog.

En fin, volvamos a la discusión acerca de las leyes que nos obligan a adelgazar.

Categories:

6 Responses

  1. queres que hablemos de las leyes para adelgazar??

    La Politi está mas ancha que nunca!

    ahora no la para nadie, de aca a bailando por un sueño directo, en 2008 reemplaza a la Gimenez y en el 2011 primera presidente mujer de la… ahhh cierto que ya tuvimos una… (mejor dejo los temas escabrosos y sigamos de este divertido gran hermano)
    Me pregunto si el Dr Cormillot será ministro de Salud o de “Control de la Obesidad y otras plagas” o será el ministerio de “protección contra ud mismo” o el de “lo que a Ud le conviene”

    ……………………………
    pd: me voy a orinar sentado antes de que me obligen o que me lo prohiban.

  2. Según el pardigma reinante nadie va a poder circular….lo que ninguno de estos infelices que ni siquiera saben hacer algo productivo con su vida (y pretenden controlar la de los demas) me puede explicar como es que el medio que nos tiene hoy como anfitrion , es decir internet, funciona y se expande de manera irreversible e imparable, si estados ni corporaciones que los controlen…ahi esta el mejor ejemplo de lo que el orden espontaneo puede hacer por la humanidad…imaginen ustedes si los contratos laborales surgieran de la libre negociacion entre empleado y empleador (tendriamos pleno empleo sin necesidad de sacarle y saquear a nadie), o si los consumidores puediesen elegir libremente que, cuando, como, donde , a quien y cuanto pagar por sus consumos???? (no habria escaces, ni krisis, ni tendiramos que aguantar a parasitos estupidos como Moreno…
    Reitero no hay mejor ejemplo de orden espontaneo que Iternet, muchos dicen ok son alemanes, bueno en iternet no solo hay alemanes hay gente de todas las culturas, latitudes, climas y etnias que nos podamos imaginar y todo anda espectacularmente bien…no hay leyes antidisciminación, ni cupos de paginas de web según el sexo del propeitario ni nada , todo es libre y eso si requere un poco esfuerzo separar la pavada de lo real, pero eso es en todo los ordenes de la vida y en definitiva es un asunto privado de cada uno y no son los estados precisamente los que pueden mostrar un buen track record de ser mejores electores que cada uno de los individuos a la hora de decidir que demos comer, ver, escuchar o leer…
    Hayek, Rothbard, Hans Hoppe, Mises y otros mas estan en lo correcto cuando afirman la superioridad del orden espontaneo sobre el estatal…

  3. Leandro:

    El problema viene cuando la espontaneidad puede costar vidas. Imaginemos las rutas argentinas sin carriles, sin velocidades máximas o sin obligación de usar cinturón.

    El desorden argentino viene de un problema cultural, no de las reglamentaciones. Una cosa es la ridiculez de regular que el hombre tiene que compartir tareas de la casa, y otra es la circulación.

  4. Tenemos record de muertos por accidentes de tránsito y sin embargo también tenemos todas las reglamentaciones posibles Bambi.

    El post hay que pensarlo así: por un lado la libertad para pensar y proponer cosas distintas que hay fuera de la Argentina. Por otro lado hay que preguntarse si el Estado y las reglamentaciones ofrecen seguridad o sólo sensación de seguridad. Porque esta última hace al peligro más peligroso, valga la redundancia.

  5. Es buenismo eso de sacar las señales de tansito, el probelma es que para ello tendriamos que primero respetar al progimo cosa que en este país no se hace muy seguido. En los pueblos chicos donde la gente todavia no esta tan despelotada con sus problema y piensa un poco mas en el progimo casi no hay señales y la cosa resulta lo bastate bien, por ahi sale algun loco desubicado que pasa de roscas y pisa a alguien pero en general se manejan de esta manera. Igual para llegar a esto, a nosotros todavia nos falta hacer la señalización interna es decir la educación sobre valores como respetar al prógimo, saber cuales son nuestros derechos y el porque respetar los derechos del otro. Ellos creo esta varios pasos adelante. Igual no quiero decir con esta opinión que este bien regular tanto, ” el que mucho abarca poco aprieta”. Si regulas mucho terminas por regular nada, porque de alguna manera se te va a salir de control. Lo mejor es que el estado se dedique a no meterse sino lo justo y necesario, y hacer esto de la mejor manera posible. Y esto, hoy no lo hacen.

  6. Interesantísimo lo de las señales de tránsito… será que uno quiere ver una esperanza donde sea, pero ojalá sea el inicio de una ola desreguladora de la vida de las personas que reemplace a esta fiebre de intervencionismo y estatismo que se vive no sólo en la Argentina sino en el mundo entero.

Leave a Reply to Leandro Cancel reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: