Diego Kravetz, presidente del bloque del Frente para la Victoria en la legislatura porteña, lidera, regentea, asesora, el denominado Movimiento Nacional de Empresas Recuperadas. Si le quitamos la retórica barata y para que quede más claro, se trata de un movimiento nacional de afano de empresas fomentado desde el gobierno nacional. El modus operandi consiste en: 1) la toma lisa y llana de empresas quebradas, 2) la captura de de los bienes que debieran servir para pagar a los acreedores, 3) el bloqueo de cualquier intento de compra por un tercero para que la empresa reviva sanamente, 4) la cooptación por militantes marxistas (festivales, “talleres” y toda la parafernalia folclórica de la izquierda) que probablemente terminen pagando todos los platos rotos 5) presiones y amenazas a los jueces de la quiebra para que no obren conforme a la ley y los desalojen a las patadas como corresponde 6) la intervención de las autoridades políticas y el otorgamiento de subsidios (si subsidios al afano). El final del cuento seguramente será que algún día alguien, hablando con la persona adecuada, conseguirá comprar o recuperar de verdad la empresa.

Agueda y Ana Goyochea, Paula Iriart y Nicolás Bai, nos informa el diario Perfil éste domingo, son hijos de desaparecidos que recibieron cerca de cuatrocientos mil pesos de indemnización del Estado Nacional y fueron convencidos de darlos en préstamo a éste “movimiento” con el argumento de que mejor destino que ayudar al “pueblo trabajador” no podían tener. Meses después los dinerillos se esfumaron como consecuencia de que el socialismo parece ser que no está funcionando bien (a los comunistas argentinos la caída de la Unión Soviética y la miseria de todo el “pueblo trabajador” soviético no les prueba nada). Lo paradójico del caso es que los jóvenes, asesoradas por las Abuelas de la Plaza de Mayo, no dan por bien perdido el dinero en función de su solidaridad con el proletariado mundial, sino que han iniciado acciones por estafa contra el legislador Kravetz que a su vez ahora dice ser nada más que un “asesor” de los tomadores. ¿Acaso creerán los demandantes en el derecho de propiedad?

Por supuesto que estafa no hay ninguna. La estupidez no genera derechos. A estos jóvenes nadie les enseñó que para ser comunista en la Argentina no hay que practicarlo. Ellos mismos si fueran verdaderos socialistas deberían estar muy conformes con la pérdida que no sería de ellos sino del “pueblo trabajador”. Pero como decía, socialista en Argentina hay que serlo de pico y procurarse una vida muy cómoda y lujosa. Nunca poner plata de uno en semejante locura. Kravetz mismo les dio una buena lección al respecto: “Las empresas recuperadas son una causa más que justa pero no son un lugar seguro para poner la plata de la indemnización por la muerte de tus padres”.

La tiene clara Kravetz. Estas barbaridades hay que hacerlas con plata ajena. Así lo hace él que gestionó todos los subsidios que la legislatura nos hizo pagar a ésta banda.

Categories:

5 Responses

  1. Hablando de indenmizaciones por desapariciones, lei por aqui y por alla,que Righi y Argibay (entre otros)figuraban en el libro de la Conadep como desaparecidos y que por lo tanto sus familiares cobraron indenmizaciones.
    Vos Jose seguramente estas mas informado que yo.
    Es tan solo un rumor o hay algo de verdad ?

  2. El tan consabido “hagan lo que yo digo, no lo que yo hago” al que somos tan adeptos los argentos de ley. Combinado con la muy marcada afición a practicar la caridad con el dinero de los demás, nunca el propio, suele tener resultados nefastos. Nuestro muy triste historial de gobiernos Robin Hood al revés, saqueos masivos y violaciones sistemáticas al derecho de propiedad y los contratos nos convierten en expertos internacionales en estas prácticas.

    Pero, eso sí, tenemos Dignidad. Lo importante no es tener éxito, sino ser los ganadores morales. Alternativamente, no hay mejor éxito que un excelente fracaso. Sólo el fracaso nos permite seguir en “la lucha” eterna.

  3. Marcelo, está repleto de “desaparecidos” aparecidos. El trabajo de la CONADEP fue muy poco serio. Alguna futura generación lo tomará y depurará el verso político de la realidad. La guerra socialista contra la civilización es (o fue, según se lo quiera ver) también una guerra dialéctica. La mentira es un arma como cualquiera, a veces mucho más efectiva que las de fuego.

  4. Resulta obvio que si una empresa quebró siendo manejada por sus dueños, si la manejan los empleados(que no son empresarios) la única forma que tiene de funcionar es si el estado pone el dinero, y durante mucho tiempo. Lamentablemente todo se politiza, y para mal, o sea en su peor vertiente, entonces además de inviable todo resulta escandaloso. Todas esas aventuras salen carísimas, pero…no pasa nada. En cuanto al tema de las indenmizaciones por desaparición, en realidad son secretas. No hay forma de auditar eso. Medio como con los fondos de Santa Cruz. A una le parece mentira que esas cosas se toleren en Argentina. Como confiscar los ahorros. Como permitir que encapuchados con escopetas y palos se adueñen de las calles. Como reinvindicar los crímenes de los terroristas. Todo eso se hace y/o tolera y/o promueve desde el gobierno, con absoluta impunidad. Por muchísimo menos Nixon renunció y a Clinton casi lo echan. Parecen cosas de otro mundo.
    Saludos cordiales.

  5. Aprete ahi donde dice Diego Kravetz y me llevo a su blog en donde tiene un comentario muy interesante en el cual relata como fue él mismo a controlar precios.

    Vivo en el exterior y si en el pais en el cual vivo sale un legislador a controlar precios personalmente sucederian dos cosas, a saber :
    1) se le reirian en la cara por ignorante (como mencione en mi comentario a Kravetz, sabra esta gente que por controles de precios llegaron a caer imperios como el Romano)
    2)despues de reirse, lo internarian en un psiqiatrico.Pronostico del medico que lo trate > Irrecuperable, a menos que acepte lecciones basicas de economia por parte de mi hijo de 2 años.

Leave a Reply to Marcelo Cancel reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: