Pues a mi, claro. Mi nombre es José Benegas, me dedico al periodismo en la televisión argentina, radio y medios escritos. Soy abogado y master en economía y ciencias políticas. Tengo 44 años y vivo en Buenos Aires padeciendo la política local como un ir y venir entre la mafia y la hipocresía (en este momento hemos conseguido conjugar ambas). Contra eso escribo.

¿A favor de qué? Pues de la idea de que la responsabilidad es individual, que la ética y la moral residen en la consciencia de personas en concreto y no de entelequias como “la sociedad”, “el gobierno”, “el país”. El progreso humano depende de dejar actuar a la conciencia, la individual que es la única que existe, con libertad plena. El modo de supervivencia de la humanidad es la individuación y la multiplicación del sistema del ensayo y error. En otras palabras, el hombre sobrevive por el pluralismo, no por la colmena.

Nadie puede ser convertido en medio para la vida, felicidad o provisión de otro. Eso si me parece.