Alfonsín en el cielo

Alfonsín en el infierno

La única vía por la que seguro no se saca chapa de serio en la Argentina, es la de ser serio.

Categories:

Tags:

3 Responses

  1. Algo similar ocurre con el benemèrito Mariano Grondona sòlo que èste tuvo el domingo un moento de contricciòn, de autocrìtica y secondenò por no haber entendido al ex presidente.

    Los catòlicos creemos que la confesiòn borra el pecado siempre que el arrepentimiento sea sincero y no una mera declamaciòn en el confesionario.

    ¿Còmo tomar lo de Morales Solà, lo de Grondona, lo de Magdalena y lo de tantos y tantos escribas y charletas de los medios que denostaron a Alfonsìn durante su gestiòn y luego de ella y ahora no saben de dònde sacar làgrimas para expresar lo dramàtico de su ausencia? ¿Oportunismo acaso o simplemente desverguenza?

  2. Lo que pasa es que ese libro se encribió en 1990 y por más cuestionado que podía ser Alfonsín, al pasar el tiempo y al aparecer estos personajes nefastos en los gobiernos de turno sucesivos, Alfonsín queda como un gran personaje en la historia política Argentina.-

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: