El señor de la gran caja nacional y mano izquierda presidencial don Julio de Vido se ha mandado esta frase para referirse al presidente de una empresa que quiere aumentar los precios de los productos que vende:

No vamos a permitir que venga a opinar y a condicionar inversiones”

Está todo patas para arriba. Que difícil de congeniar esta frasesita peronista con los esfuerzos kakistas para disimular allá en el norte.

Lo que podría hacer el presidente de Repsol para no caer en contradicciones parecidas es reunir a sus gerentes estudiar preguntarles qué han hecho en los últimos años para impedir que un ministro crea hasta que las inversiones son obligatorias. Las empresas contribuyen a alimentar a sus falsos acreedores morales. No digo siquiera que no los combaten, les pagan para que se formen futuros de vidos.

Categories:

12 Responses

  1. Hasta en el ámbito empresario se dan las conductas de rebaño.

    Ahora bien, cuando alguno se anime a plantarse ante el kakismo,

    Irán todos tras él, a decir todo lo que estuvieron callando por insuficiencia de los atributos que hay que tener.

  2. “Efectos no deseados” o “el tiro por la culata”.

    Ademas de prepotentes la economía está en manos de ignorantes peligrosos.

    La diferencia fundamental entre economistas profesionales y los improvisados e ignorantes, es la capacidad de analizar y predecir las repercusiones de ordenes subsiguientes a los cambios producidos en la economía

    Si el objeto de adulterar el IPC es disminuir la indexación de la deuda externa atada al CER.(Ademas de engañar a la población sobre la verdadera inflación).

    Los genios económicos del gobierno no advirtieron que la depresión ficticia del índice arrastra una sobrevaluación del PBI que al ser deflactado por un coeficiente menor al real, aumenta con ello la rentabilidad de los bonos ajustados por PBI.

    O sea que la “picardía” de adulterar el IPC para pagar menos por CER nos va a costar a los argentinos pagar más por crecimiento irreal del PBI, crecimiento que se suma al resultante de la sobreestimación del valor agregado por el sector público.

    Pero estos costos son irrisorios comparados con el de la pérdida de confianza y credibilidad resultantes de estas manipulaciones.

  3. Tenemos un gobierno de bestias, pero también gracias a esos empresarios colaboracionistas.
    Creo que es un poco tarde para hacer algún reclamo de independencia, cuando fueron cómplices del desastre.

  4. Los empresarios como todos los seres humanos hacen lo que les parece mejor para sus intereses. En particular, si la empresa es suficientemente grande y tiene múltiples vínculos con el estado (concesiones mediante) es natural que le resulte dificil tirarse en contra si piensan que la relación de fuerzas no les favorece. Creo que esto explica su comportamiento genuflexo.

  5. Todo èsto surge en principio, de que ningùn empresario podrìa ponerse en contra de quien y quienes ostentan el Poder Absoluto en el paìs.
    A què corte ò juez podrìa reclamar justicia? De allì es navegar en el mar del temor en el dìa a dìa.
    Un extraìdo del grotesco como Moreno sòlo es posible en La Republi-ka.

  6. José:
    No me parece, no estoy de acuerdo, toda esta payasada K. que es una payasada, un horror, como bien vos decis y en lo que estoy totalmente de acuerdo es un gigantesco negocio para muchos. En particular es un gigantesco negocio para grandes sectores empresarios, que hoy tienen mercado cautivo sobreprotegido por el dólar alto y mano de obra barata. Corren riesgos si, pero tienen como defederse, se pelearán con Moreno, pero para acordar, y aunque paece que arrugan, gana guita, que es lo que les importa. Mirá Coto, insultado desde el atril por el impresentable hace un tiempo y ahora refinanciado por el estado, es decir por todos nosotros.
    Los verdaderos patos de la boda, los verdaderos perjudicados por todo esto son “los de a pie”, la clase media, los trabajadores, los jubilados. El modelo es “regresista”, todo los modelos de intervención estatal son “regresistas”: Hacen más pobres a los pobres.

  7. No estamos tan en desacuerdo. Son dos sectores distintos. Por un lado unos cuantos que son socios del circo y nunca han ganado tanta guita. Por otro los que son víctimas o cómplices menores y terminan perdiendo.

    Es todo bastante absurdo, porque si tienen miedo y compran protección hasta en eso son ineficientes. Comprenlos por completo, sobornenlós para que se comporten bien, paguen y exijan al menos como clientes, pero pagar para ser maltratados es lo más idiota que se me puede ocurrir como política.

  8. Me parecieron muy interesantes tus pinturas. Recien las descubro. Si bien ideologicamente no coincido practicamente en nada con vos, eso no me impide expresar mis respetos por tu arte. Realmente las disfrute. Espero que sigas haciendolo.

    Un saludo.

Leave a Reply to Pablito Cancel reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: