¿Gerez y el Indec de Yrigoyen no son suficientes?

Los escándalos mayúsculos del gobierno de Verbitsky no parecen producir efectos políticos porque el gobierno se encuentra con muchos improvisados en frente, el peronismo demostró que más que una fuerza política temible es una bolsa de trabajo y la dirigencia argentina, empresarios incluidos, son lo más parecido al denostado señor de la Rúa que puede haber.

En enero solamente tuvimos los bochornos de Gerez y el Indec. Imaginen a un zapato como Zapatero haciendo alguna de estas dos cosas o un Lula, o un Tony Blair. Sin embargo todos siguen acá a la defensiva con el gobierno.

El fenómeno que estamos viviendo es de verdad curioso. Me gustaría escuchar a los “estrategas” de campaña, a los publicistas políticos de los candidatos. Sospecho que todos tienen ideas de marketing y no están viendo a los elefantes pasar. Son los protagonistas. La política se ha convertido en una actividad consistente fundamentalmente en ganar elecciones. Elecciones que no se ganan. El país es peronista, pero también es radical.

El kirchnerismo debe servirnos para enterarnos del nivel del pensamiento y comportamiento de una población educada mal, muy mal, como la nuestra.

2 thoughts on “¿Gerez y el Indec de Yrigoyen no son suficientes?

  • February 11, 2007 at 10:32 am
    Permalink

    La subcultura predominante consistente en un manojo de creencias,

    lamentablemente no se cambia de un día para otro.

    Ls políticos manipuladores se hacen un festín con estas conductas de rebaño.

    Y las crisis recurrentes a las que nos conducen no hacen mas que acumular diagnósticos errados.

    Pablito

    Reply
  • February 11, 2007 at 7:33 pm
    Permalink

    En cualquier país medianamente serio, habría cola de funcionarios para dar explicaciones ante el parlamento… pero acá sabemos que los legisladores tienen cosas más importantes que hacer, como declarar la capital nacional del meteorito y esas cosas…

    Si hubiera una oposición en serio con ganas de hacerse del gobierno, lo primero que deberían advertir es que en estos casi cuatro años, la actual administración no hizo otra cosa que prepotear e inventarse enemigos, porque de gobernar… bien gracias. Al final el tan mentado crecimiento no es otra que aprovechar el viento de cola del mundo y usufructuar la “devaluación más exitosa de la historia” del Cabezón prófugo… y hasta son tan nabos que no saben parar la maquinita de imprimir billetes y se les descontrola la inflación (la política monetaria populista siempre es como los drogadictos que no saben cuando poner el freno). Pero la oposición todavía tiene miedo de pegarles a esta manga de inútiles… así estamos.

    Reply

Leave a Reply