Bastante nabo el narcotraficante español que fue el primer detenido en Buenos Aires por negarse a apagar el cigarrillo en un bar de la Recoleta. Era buscado por la DEA, la policía mundial del consumo de sustancias feas y tenía orden de captura en Interpol. El tipo se puso al descubierto por un pucho.

En fin, en cualquier momento sale la teoría de que hay una relación entre el cigarrillo y el narcotráfico. ¡Fumadores, los tenemos rodeados!

Categories:

One response

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: